LA PELOTA NO QUIERE ENTRAR

En el estadio Libertad de Pastó se llevó a cabo el compromiso de la jornada 10 entre Deportivo Pasto y América de Cali. Dos equipos con la necesidad de sumar 3 puntos y enderezar el camino, sin embargo, la victoria fue para los ‘volcánicos’ 2-0. Los rojos crearon opciones para la pelota nunca tocó la red.

En el primer tiempo Deportivo Pasto fue dueño de la pelota, aprovechando a un América replegado en su propio campo. Los escarlatas esperaban generar peligro en un contragolpe, aprovechando la velocidad de Carmelo y del juvenil Kevin Viveros. Al minuto 9 se juntaron bien los delanteros escarlatas, para que Viveros tuviera una opción clara de gol pero el balón salió desviado tras le remate del canterano. Pasto respondió tres minutos más tarde con Luis Carlos Arias en un remate de media distancia. El equipo del Galeras se tomó confianza, generando peligro a Bejarano al 16’ y 26’. Cuando el reloj marcaba 42 minutos, Toloza ponía el primero a favor del Pasto con un remate que parecía centro pero finalmente entró al arco luego de que un jugador local amagara a desviarla.

Para la parte complementaría América inició con una mejor actitud. Sin embargo, no fue suficiente para vencer a Ernesto Hernández, guardameta del equipo pastuso. En el desespero de revertir la situación el D.T decide cambiar su esquema dejando un solo volante de marca. Ingresaron Carlos Lizarazo y Cristian Martinez Borja por Anyelo Mora y Félix Micolta respectivamente. La Mecha dejó espacios atrás pero Bejarano salvó en varias oportunidades. Después del minuto 80 América tuvo un alza, Borja tuvo la oportunidad de empatar el marcador y  un minuto más tarde el encargado de generar peligro fue Lizarazo. Cuando estaba más cerca el empate de la escuadra roja, Pasto sentenció el triunfo con la anotación de Gastón Cellerino.

Al final queda un sabor amargo,  los resultados no acompañan al equipo y el ídolo Jorge ‘Polilla’ Da Silva decidió dar un paso al costado. El próximo miércoles América recibirá en el Pascual a Envigado F.C.

UN RESPIRO

América derrotó 2-1 a Atlético Bucaramanga en el Pascual Guerrero con goles de Avimiled Rivas y Juan Camilo Angulo. El triunfo en la fecha 9 de la Liga Águila se convierte en un respiro.

Con actitud y ganas se jugaron los primeros 45 minutos en el Pascual Guerrero. Atlético Bucaramanga quiso aprovechar la necesidad de América y adelantó sus líneas buscando el error del rival. Fueron 13 minutos donde Bucaramanga exigió en tres oportunidades a Carlos Bejarano, quien evitó la caída de su arco. La visita no aprovechó su cuarto de hora y los escarlatas empezaron a inclinar el terreno a su favor, aproximándose con remates de media distancia por intermedio de Juan Camilo Angulo y Cristian Martínez Borja. Los Leopardos no reaccionaban y en esa presión América marcaría el primero del partido por intermedio de Avimiled Rivas gracias a un potente remate de media distancia.  Bucaramanga intentó empatar al minuto 30 con Sherman Cárdenas pero inmenso estuvo Bejarano. Antes de irnos al descanso La Mechita pudo ampliar el marcador pero el remate de Carlos Lizarazo pasó cerca del arco defendido por Luis Ojeda.

Para la segunda parte América fue más intenso, no dejó respirar a su rival y generó llegadas en el arco de Luis Ojeda. Darío Bottinelli fue el primero en probar los reflejos del guardameta y posteriormente entre Carmelo Valencia y Martínez Borja casi logran el segundo gol. Los visitantes intentaron reaccionar y empatar pero no fue posible gracias a las atajadas de Bejarano. El partido era entretenido, ambos equipos buscaban anotar, pero fue América por intermedio de Juan Camilo Angulo el que puso el segundo cuando el reloj marcaba 28’ del segundo tiempo con una exquisita definición de tiro libre.

La Mechita quería seguir de largo, Jefferson Cuero tuvo la opción de lograr el tercero, mas sin embargo estuvo bien Luis Ojeda evitando el gol con sus manos. Bucaramanga descontaría al minuto 40’ pero no le alcanzaría para evitar que los nuestros se llevaran la victoria.

Los tres puntos le brindan un respiro importante a los dirigidos por Jorge ‘Polilla’ que vuelven a la senda del triunfo tras algunas derrotas seguidas. El próximo miércoles América visitará a Independiente Santa Fe en El Campín para jugar el partido aplazado por la tercera fecha de la Liga Águila I-2018. A las 7:05 p.m. rodará el balón.

¡NADA ESTÁ PERDIDO!

“Contra Bucaramanga no puede haber otra opción que no sea la victoria”. Estas fueron las palabras del timonel escarlata tras su visita a Jaguares en Montería, pues todos son conscientes que no es el mejor momento pero que unidos la parte futbolística mejorará para los próximos encuentros.

Hoy a partir de las 8:00 p. m. América buscará encaminarse por la senda del triunfo cuando reciba en el Pascual Guerrero al Atlético Bucaramanga por la fecha 9 del todos contra todos. El presente escarlata en las últimas jornadas no ha sido el mejor, pero el compromiso de esta noche será una bonita oportunidad para sumar de a tres ante nuestra hinchada, pues las estadísticas ante los ‘bucaros’ favorecen al equipo vallecaucano.

El rival de esta noche no se encuentra en su mejor momento, ocupa la casilla 14 con 8 puntos, uno más que América. El equipo Leopardo ha ganado dos compromisos, ha empatado otros dos y fue vencido en tres oportunidades.  Su comportamiento en condición de visita no ha sido el mejor, solamente ha vencido en una ocasión, el resto han sido derrotas y empate; situación que los escarlatas deberán aprovechar.

El historial dice que en los últimos 22 compromisos ante Bucaramanga, América tiene la ventaja: han sido 9 victorias rojas, 5 empates y 8 triunfos para los Leopardos.  El último compromiso donde se enfrentaron vallecaucanos y santandereanos se jugó el 18 de noviembre del 2017, donde los dirigidos por ‘Polilla’ se llevaron la victoria por la mínima diferencia con gol de Cristian Martínez Borja, para así alejarse del descenso y clasificar a los ocho.

“EL PROFE ME DIJO QUE LE ENCANTABA MI JUEGO”

El volante Gustavo Carvajal habló sobre lo que significó viajar a Bogotá con el equipo profesional para disputar el Torneo Fox Sports.

Gracias a su buen desempeño con nuestra cantera, Carvajal tuvo la oportunidad de jugar el Mundial Sub17 de la India y ahora espera ganarse un puesto en el once titular de América. Además, invitó a los jóvenes a participar de la convocatoria que realiza nuestra institución para hacer parte de las categorías de formación. ¡Los sueños sí se cumplen!

CARMELO VALENCIA, GOLES PARA LAS HUESTES ROJAS

Una de las nuevas incorporaciones a la plantilla de América 2018 es el nombre de Carmelo Enrique Valencia Chaverra. Este experimentado jugador nació el 13 de julio de 1984 en Tutunendo, Chocó. El delantero inició su carrera como futbolista en el año 2003 defendiendo los colores de Atlético Nacional. En 2005 tendría un paso fugaz por Deportivo Pasto y Real Cartagena, para nuevamente en 2006 regresar al verde paisa hasta el 2008. Al año siguiente Millonarios se fijaría en la cuota goleadora de ‘Tutunendo’ y lo ficharía, disputando 34 partidos y marcando 12 goles.

Para el 2010 los goles de Valencia tomarían vuelo hacia el exterior, Ulsan Hyundai de Corea del Sur se llevaría los servicios del delantero colombiano. En 2011 regresaría al fútbol de sudamérica, Newell’s Old Boys de Argentina se convertiría en su casa.

Buscando nuevos aires decide regresar a Colombia para jugar en la Equidad Seguros, allí se reactivaría su cuota goleadora con 17 anotaciones en 47 partidos, número que lo llevaron a jugar al fútbol chino.

En el fútbol asiático defendería los colores de dos equipos, en primera instancia lo haría Tianjin Teda desde el 2013 hasta el 2014, disputando 55 partidos y marcando 23 goles. Su segundo equipo sería Beijing Baxy allí estaría la temporada 2015-2016.

El año recientemente finalizado decidió regresar a la Equidad Seguros teniendo una buena campaña con el equipo asegurador convirtiéndose en uno de los goleadores de la Liga Águila II, llevándolo a la mira de grandes equipos como Cerro de Uruguay, pero sería América quien se quedaría con los servicios de Valencia.

Enero 9 de 2017

NOS DESPEDIMOS CON LAS BOTAS PUESTAS

Terminó la temporada 2017 para el América de Cali. Tras el empate 0-0 en Bogotá ante Millonarios, los rojos dijeron adiós a su participación en la Liga Águila II-2017 en la fase semifinal.
Tras el paso en falso del pasado jueves (derrota 1-2 ante Millonarios en el Pascual Guerrero) América pretendía corregir el rumbo y dar la sorpresa en la capital para acceder así a una nueva final en el Fútbol Profesional Colombiano. Lamentablemente el plan no salió, el gol que forzaría al menos la definición desde el punto penal nunca llegó, y la ‘mecha’ tuvo que decir adiós.
Se sabía que no sería fácil, pero al equipo dirigido por ‘Polilla’ Da Silva tampoco se le podía cerrar la puerta a la posibilidad de dar el campanazo; mucho menos después de lo hecho en Barranquilla cuando dejó por fuera al gran favorito Atlético Junior. El equipo escarlata vino de menos a más en el campeonato y siempre demostró que hasta el último minuto luchaba por conseguir el objetivo.
En El Campín América supo controlar las intenciones de los locales; al menos hasta promediando los 20′ del segundo tiempo cuando ya se vio obligado a jugarse el todo por el todo en busca del gol de la paridad en el global. Fue entonces cuando ingresaron Brayan Angulo, Fernando Fernández y Carlos Lizarazo, pero solo este último se acercó con peligro en el 77′ con un remate desde fuera de área que respondió bien el arquero Nicolás Vikonis.
Ya con América jugado, Millonarios explotó los espacios que quedaban en la zona posterior escarlata y es ahí cuando se erige como gran figura el arquero Carlos Bejarano, quien mantuvo vivas las esperanzas escarlatas hasta el final impidiendo el gol de Millonarios en al menos cuatro oportunidades (incluyendo el penal atajado a Ayron Del Valle en el minuto 80′).
El marcador finalmente no se movió y los azules se llevaron el último cupo a la gran final, mientras que América salió del campo con el sinsabor de la eliminación pero con la tranquilidad de haber sido un digno rival que ‘murió’ con las botas puestas.